Search - EDocman
Buscar - Categorías
Buscar - Contactos
Buscar - Contenido
Buscar - Canales electrónicos
Buscar - Etiquetas

Versión estenográfica del mensaje del senador Ricardo Monreal Ávila, presidente de la Junta de Coordinación Política, en la entrega de diplomas a las y los alumnos que concluyeron con el programa de Maestría en Derecho, impartido por la Facultad de Derecho de la UNAM.  

Muchas gracias, estimados egresados. 

 

Quisiera darle la bienvenida a quienes hoy nos honran, nos acompañan: 

 

El doctor Raúl Contreras Bustamante, bienvenido, director de la Escuela de Derecho de la UNAM. 

 

A Fernando Flores Trejo, que es el coordinador del Programa de Posgrado en Derecho, de la UNAM. Bienvenido. 

 

A Diego Guerrero García, jefe de la División de Educación Continua de la Facultad de Derecho. 

 

Por supuesto, a Victoria Martínez Zaragoza, a Michel Negrete. 

 

Y, de manera muy especial, porque aunque ya concluyó su periodo, a Eduardo Ramírez, que es alumno de esta generación de egresados y que se desempeñó de manera  extraordinaria y magistral en la conducción de las sesiones y como Presidente de la Cámara de Senadores, que es un alto puesto, el más alto del Senado de la República. 

 

Quiero felicitar a Cynthia Murrieta, por continuar todo este proceso en el CECAP, que es un Centro de Capacitación Continua, para tener mejores servidores públicos, mejores funcionarios. 

 

Saludo con afecto a Héctor Manuel Cosío, que es diputado electo. Su hijo también es egresado y sé que hay una relación de amistad con Raúl. Bienvenidos. 

 

Hace muchos años, conocí a Raúl. Fuimos condiscípulos, él no quiere que diga la  fecha de la generación, pero yo se los voy a decir: en los 80’s, imagínense, yo creo que algunos de ustedes todavía no nacían. Caminábamos por los pasillos de la UNAM, en la División de Estudios de Posgrado, con el jefe de la División, el maestro Cervantes Ahumada; estoy hablando del 82; y participamos él y yo en una planilla de la generación 82-83 de la División de Estudios de Posgrado; o sea, ya nos gustaba la grilla y la política en el 82. 

 

Él y yo somos egresados del posgrado de la UNAM en el 84-85. Ahí realizamos estudios de especialidad, maestría y doctorado; por eso es muy bueno amigo. 

 

Raúl es un buen amigo y a él le ha ido mejor, porque está en la tranquilidad y en la ponderación de las clases y yo en el centro de la discusión pública y política con tensiones y dificultades para construir acuerdos con tantas opiniones distintas, que implica la pluralidad en nuestro país. 

 

Él sigue más joven y disfrutando el remanso, que es la cátedra; porque también yo doy clases, pero es distinto a que él se dedique de tiempo completo. 

 

Por eso hoy me da mucho gusto saludar a los maestros que no están, todos quienes impartieron clases estos semestres y por respeto a ellos los voy a mencionar. 

 

Arturo Berumen. 

A Alberto Abad Suárez.  

Rosalío López Durán, creo que él fue quien falleció, un buen amigo. 

 

Al doctor Rogelio Rodríguez Garduño. 

A la doctora Angélica Carrera Dorantes. 

Al maestro Rodrigo Arístides Guerrero.  

 

Obviamente a Miguel Ángel Garita, que también fue compañero nuestro desde el 88, en la primera legislatura en la que participé.  

 

A Rodrigo Brito Melgarejo. 

A Armando Hernández Cruz. 

A Enrique Aguilar Zaldívar.  

A Enrique Burgos García.  

A Karla Tapia, la maestra Karla Tapia.  

Al doctor Roberto Niembro Ortega.  

A Antonio Sánchez Bugarín. 

A Edwin Ramírez Díaz.  

 

Todos ellos participaron en esta maestría en derecho, que en esta ceremonia estamos clausurando y entregando reconocimientos. 

 

Y, quiero felicitar a los 22 egresados, las 22 egresadas, y le pido a Cynthia que tome en cuenta el reclamo de Victoria, para ver si hacemos posible la paridad en esta próxima generación; aunque ya están 32, ¿cuántos hombres y cuántas mujeres? 

 

CYNTHIA MURRIETA: Tenemos casi el 50 y el 50 por ciento. 

 

SENADOR RICARDO MONREAL: ¡Ah!, qué bueno, casi el 50, pero bueno, es un buen esfuerzo. 

 

Quisiera felicitarlos, felicitarlas, primero porque la UNAM para mí es la mejor institución, la mejor institución. Si no existiera la UNAM, no estaríamos aquí, muchos de los que estamos aquí. 

 

Yo fui becado por la UNAM, de la Universidad de Zacatecas a la UNAM, y el semestre nos costaba creo que 200 pesos, no sé. Ahora cuesta igual, 20 centavos; es decir, para quienes no teníamos posibilidades económicas, era muy complicado estudiar el Posgrado si no hubiesen instituciones como la UNAM. 

 

Por eso, en efecto, como dice Raúl, siéntanse muy orgullosos por ahora decirse “soy Maestro de la UNAM, egresado de la UNAM”, porque es la institución en América Latina más prestigiada; a pesar del volumen de estudiantes, es de las mejores instituciones. 

 

Ahora están inscritos casi 16 mil alumnos en la UNAM, en la Facultad de Derecho, solamente, 16 mil; y maestros son más de mil 500, el personal docente. Por eso, es una institución extraordinaria. 

 

Felicito a todos, a todas. La verdad es que hicieron un gran esfuerzo, felicito a su familia por ayudarlos, por aguantarlos, por aceptar que les roben espacios de tiempo para disfrutarlos; pero vale la pena esto que han hecho. 

 

Escuché los dos mensajes de los dos egresados, sé que son muy buenos funcionarios aquí, en el Senado, y hoy que tienen más conocimientos que les ofrece su institución, el Senado de la República, me enaltece que sean de lo mejor. 

 

Los 22 egresados son:  

 

El senador Ramírez Aguilar, a quien felicito, porque se empeñó en tomar este curso, la Maestría, y ahora puede con orgullo decir que lo logró, a pesar de ser para mí un muy buen senador de la República. 

 

Negrete Martínez Humberto. Me gustaría que se pararan, si estuvieran. Él es Humberto, muchas gracias. 

 

Santín Molina Manuel.  

Camilo Sánchez. 

Silvia Patricia. A ella la conocemos como Patsy. 

 

CYNTHIA MURRIETA: Doctor, le suplicaría que de una vez fueran enseñando sus diplomas, para sacar la respectiva fotografía y ya no volverlos a nombrar. 

 

SENADOR RICARDO MONREAL: Me parece bien. 

 

Entonces, me gustaría que se mantuvieran parados, con su diploma para la fotografía. 

 

Entonces, la gran Patsy. 

 

Figueroa González Víctor Manuel. Felicidades, Víctor Manuel. 

Encinas Espejel Gilberto Francisco. Felicidades. 

Fernández Lee Josué Alan. Felicidades. 

Hernández Lomelí César. Enhorabuena 

Ortega Ortuño Leopoldo. Felicidades, Polo.  

Herrera Borunda Javier. Felicidades. 

 

El destino lo alcanzó a Javier, porque debió haber sido diputado, pero una resolución de equidad no le permitió; pero va a serlo algún día mejor, así es que ánimo, Javier.  

 

Mandujano Ayala Roger Adrián. Felicidades, Roy. 

Buenrostro Espinoza Adriana. Felicidades.  

Mares Gallegos Héctor. Enhorabuena.  

Mora Ortiz Alejandra. Felicidades. 

Negrete Cárdenas Michelle. Felicidades. 

Ruiz González Sara. Enhorabuena, felicidades. 

Zúñiga Serna Jesús Hugo. No vino. 

Ángeles Bravo Georgina Inés. 

Barrón González Miguel Ángel.  

Guzmán Murrieta Jorge Ernesto. Felicidades. 

Martínez Zaragoza Victoria. Felicidades. 

Martínez Torres Federico. 

 

Las felicitamos, los felicitamos y el Senado gana con ustedes, porque tendremos funcionarios y funcionarias más capacitados para servirle a la patria, para servirle al país. 

 

¡Enhorabuena para todos!