COMISIÓN PERMANENTE
Search - EDocman
Buscar - Categorías
Buscar - Contactos
Buscar - Contenido
Buscar - Canales electrónicos
Buscar - Etiquetas

Número-114

  •   Para resolver temas de migración, narcotráfico, seguridad, entre otras, las relaciones internacionales de cooperación deben basarse en estos principios: Israel Zamora. 

En la sesión de este miércoles, el senador Israel Rogelio Zamora Guzmán propuso integrar la fraternidad y la solidaridad como parte de los principios que debe observar el Ejecutivo Federal en la conducción de la política exterior mexicana. 

 

Al presentar la iniciativa, que busca modificar el artículo 89 de la Constitución, el legislador del PVEM coincidió con el gobierno actual en que la única manera de resolver los problemas comunes de migración, narcotráfico, trata, seguridad, medio ambiente y pobreza es a través de relaciones más estrechas de cooperación y apoyo mutuo, mismas que deben basarse en estos dos principios. 

 

Recordó que la crisis sanitaria y económica dejó 6.26 millones de personas fallecidas y 522 millones contagiadas, y ese impacto mostró que es necesario un replanteamiento de las relaciones multinacionales.  

 

Como ejemplo, dijo Zamora Guzmán, el continente africano se vio rebasado en sus capacidades para atender la pandemia, primero en la atención médica y después en la aplicación de las vacunas; además, se documentó que 90 por ciento de los biológicos fueron captados por el 10 por ciento de los países y “eso no puede ocurrir”.  

 

En ese sentido, reconoció que el presidente Andrés Manuel López Obrador ha encabezado sus labores bajo esos principios, pero enfatizó que es necesario asentarlos en la legislación y que la Cámara de Senadores tiene la facultad de revisar los temas relativos a la política exterior del país.  

 

Israel Zamora comentó que la legislación enumera siete principios: la autodeterminación de los pueblos, la no intervención, la solución pacífica de controversias, la proscripción de la amenaza o el uso de la fuerza en las relaciones internacionales, la igualdad jurídica de los Estados; la cooperación internacional para el desarrollo, así como el respeto, la protección y promoción de los derechos humanos y la lucha por la paz y seguridad internacionales. 

 

La iniciativa, que plantea modificar la fracción X del artículo 89 de la Constitución, fue turnada a las comisiones unidas de Puntos Constitucionales y de Estudios Legislativos Segunda, del Senado.